domingo, 13 de julio de 2008

Y ENTONCES... T IN THE PARK









FOTOS: de Izq. a der.: Lightspeed Champion, Richard Ashcroft, de The Verve, y Eddy Grant.

Queridos todos/as: El ritmo de T In the Park fue frenetico. A diferencia de Roskilde, no tenia una compu en el lugar, asi que no fue tan facil terminar el dia con un cronica y al llegar a la casa de Kinross, donde tan amablemente me recibieron, el cansancio era demasiado grande como para ponerme a escribir, mas bien me desmayaba casi al instante. Por eso la cronica de Mundorosso de T In the Park vendra mas bien resumida, ya estara la de La Mano para ahondar en algunos detalles. T In the Park tambien tiene un monton de escenarios. El Main, como su nombre lo indica, es donde ocurre la accion mayor, la de los grupos ultra-consagrados y en ese sentido, comparte casi el cartel con el escenario numero dos, el del periodico musical NME. Luego hay una gran carpa de "prestigio" que es la de King Tut's y una mas pequenia en la misma onda, la Pet Sounds y dos carpas consagradas a las bandas que se vienen. La Futures Tent y la T-Break, la diferencia entre ambas es que la primera esta dedicada a grupos que ya tienen algun disco y la segunda a bandas todavia sin grabar y/o ser contratadas por algun label. Este anio se agrego la Relentless Energy Drink Stage, auspiciada por una bebida energetica y dedicada a grupos con buen vibra y cierto ascendiente, o sea de culto y no falta, por supuesto, la tienda con marcha, que es la Slam Tent.
El viernes, en el comienzo, pocas sorpresas. Los Campesinos, asi en castellano, no hacen musica country, sino un pop vibrante. Son cuatro chicos y tres chicas y tienen un publico muy devoto. Me gustaron los Wombats, un power trio liverpuliense en ascenso y Scouting For Girls, que ya tienen disco editado en Argentia. El cantante tiene mucho carisma y una voz vibrante y con matices y pronto tuvo al publico comiendo de sus manos. Despues vinieron los Stereophonics, que nunca puedo entender del todo por que, pero los britanicos los adoran y corearon clasicos como "It means nothing", "You can have it all" y "I'm just lucky". Pero la primera noche fue de The Verve. Richard Ashcroft y compania volvieron con todo. Si, por supuesto que hicieron "Bittersweet symphony" y "The drugs don't work" pero no es tanto lo que hicieron sino como lo hicieron. Enchufados, solidos, convencidos de que han madurado y ya no estan para discutir por pequenieces, Verve paso el trapo. Rock con extensas zapadas, mucho wah wah, ritmos envolventes que incitan a un trance. Ashcroft siempre en control de la multitud. Gran final para un festival que prometia. No me fui, sin embargo, sin espiar al notable duo Blood Red Shoes, que tienen una estructura onda White Stripes de guitarra y bateria, solo que aqui la chica es la que toca la guitarra. Duros, filosos, contagiosos...
Sabado, segundo dia y agarrata Catalina (oh, no, ese lector que me achaco viejez por decir "tomar por asalto" volvera a divertirse conmigo). Rage Against the Machine fue cabeza de serie y De La Rocha, incansable, arengo a propios y ajenos con una amplia tirada social que incluyo una incitacion a apagar la radio y apagar la tele si te ofenden. Yo estaba muy lejos para decirle que ya tenemos un programa de radio que recomienda, justamente, apagar la tele. The Fratellis y The Kooks mostraron lo importante que pueden ser doce meses en la evolucion de una banda, cuando los musicos estan decididos y enchufados. Ambos tocaron con el predio lleno y rendido a sus pies. Antes, Kate Nash, con gran decorado y maquillaje, parecio sentir un poco la presion del escenario principal y estuvo un poco menos espontanea que en Roskilde, pero igual se llevo sus aplausos. Ahora bien, la gran sorpresa del Main stage estuvo al principi: Eddy Grant, legendario caballero del reggae, con una banda contundente, que incluyo tres chicas haciendo coros al estilo de Rita Marley y compania, nos paseo por todo su repertorio de hits, incluyendo "Electric Avenue", "Living on the front line" y aquel impagable clasico de hace 40 anios, "Baby, come back", que lo puso en el mapa junto a The Equals. Por mi parte, en el NME stage confirme el ascenso sostenido de The Courteeners, la nueva sensacion de Manchester, aunque creo que aun les falta rodaje para amasar al publico a su gusto y piaccere. En cambio, The Pigeon Detectives, otra banda que se disputa el nuevo trono del rock britanico, casi lo han logrado. Con su segundo disco "Emergency" en las gateras, salieron con los tapones de punta: no hubo estribillo que dejaran sin incitar al publico a sumarse, no hubo rincon del escenario al que no llegase el cantante. Y la gente se dejo llevar. Una de las fiestas de T In the Park. A todo esto en la carpa majestuosa del King Tut, unos cruzados del primer punk, los Stranglers, demostraron como se puede tener destreza musical y al mismo tiempo conciencia de su tradicion y de su peso especifico. Y, claro, hicieron "No more heroes" y el cover de los Kinks "All day and all of the night" entre varios hits. Y no se podia entrar a la carpa y eso que caben mas de 10.000 personas. Tuve mucha suerte de poderme filtrar, cosa que luego, por imprevisor, no pude hacer al dia siguiente con la sensacion actual del pop ingles, the Ting Tings, a quienes me tuve que conformar con escuchar desde afuera: una simpatica mezcla de pop ingles y B-52s, con la gloriosa inconsecuencia del pop descartable y a la vez irresistible (escuchar "That's not my name", para mas ejemplos).
Que mas hubo el sabado? Ian Brown lavo la mala imagen con la que nos quedamos de el los argentinos con un gran show y otra vez la carpa King Tut atestada y en la carpa Pet Sounds hubo dos presencias excluyentes: Lightspeed Champion, con su pop sofisticado y cuasi orquestal, con deuda a los Beach Boys post-Pet Sounds, demostro que la fineza de su album debut no es casualidad. El otro gran grupo en ascenso son los Hold Steady: rock casi barroco a veces, confesional otras y de golpe un shot adrenalinico que da variedad y cuerpo a su musica. Atencion con ellos!
Del domingo destaco la excelencia de REM, impecables pero sin novedad en el frente. Mas de lo muy bueno mismo. Ahora Amy Winehouse, mas alla del escandalo, es una de las elegidas: sin despeinarse, con su pantaloncito rojo y su chaquetita negra y una descomunal banda con guitarra, bajo, bateria, dos saxos, una trompeta y un coro masculino, parecia lo que a menudo intenta ser: una reina con el porte, la voz y la gracia de las grandes monarcas del soul y el rhythm and blues de los '60, de Aretha para aca. Enchufada, sin prenderse en ninguna historia extra musical, dio una leccion de musica, voz, entrania. Los que vuelven con gloria: The Charlatans. Tim Burgess con garganta impecable y su proverbial flequillo beatle, volvio a llenar hasta reventar la carpa King Tut y no me digan que eran nostalgicos de Madchester porque la gente se sabia todos los temas, no solo los de los primeros discos. Paso el trapo tambien Primal Scream, con un set inteligente y unos musicos que fueron todos para uno y uno para todos. El nuevo larga duracion, a juzgar por el par de estrenos que pelo con mucho orgullo, va a ser una de las cosas serias de la segunda parte del 2008. Y Echo & the Bunnymen? Bueno, ningun show de los liverpulienses que te pasee por "Rescue", "Killing moon", "The cutter", "Bring on the dancing horses", "The back of love", "Nothing ever lasts forever"y "Lips like sugar" puede ser menos que muy bueno. Ian se ve un poquito mas rellenito, quizas por eso la iluminacion fue parca y su sobretodo tradicional un poquito mas amplio. Pero que musica y que personalidad! Lo cual me lleva a mi concierto favorito del fin de semana: The Zutons. Con que facilidad arman melodias y con que cancha las arreglan y las tocan. Firmes, seguros, aplomados. Mi grupo favorito de los tres dias. Me gustaron The National y tambien, mucho, Vampire Weekend, a quienes tenia por un grupo medio inconsecuente y, por el contrario, me convencieron con un pop de buen gusto y delicada armazon. Se fue T In the Park con fuegos artificiales, luces en la noche y buena vibra de todos los presentes. Luego, en La Mano, vendra la reflexion mas calma y analitica. Por ahora, va este borboton de impresiones, sin editar. Espero llevar buena musica y estar pronto con todos ustedes. Un abrazo. Alfredo

6 comentarios:

Pau dijo...

No quiero empezar cada post diciendo gracias, pero me es imposible.

Qué bueno escucharte también en Cuál es? siempre se aprende y sos bueno relatando.

Cuánta data, que memoria. Eso es saber.

el winco verbal dijo...

Dejame decirte que lo que estas haciendo es histórico.
Reivindicas al periodismo de rock que ya a estas alturas es una arista fantástica para obsevar la cultura.
Todos los que admiramos y vivimos la música, estamos viviendo tus crónicas con total agradecimiento como lo dice pau.
Elena.

JLL dijo...

che, qué bueno The Zutons... todavía no escuché el disco nuevo, pero debe estar buenísimo...

Santiago Pf dijo...

Gracias por regalarnos esos momentos, Alfredo!!!
Un gran abrazo!!!

Juan Ignacio dijo...

Estimadisimo Alfredo:

Gracias por permitirnos transportarnos a la meca del rock...espero ansiosa una visita de los Zutons a Buenos Aires. Nos reencontramos en las lineas d ela Mano.

Saludos!

Sergio dijo...

Alfredo, qué hay que hacer para que vengas a la ciudad de Córdoba y dictes un curso de la historia del rock internacional. Acá tenés muchos seguidores que te escuchamos en la radio.

Sergio